Pulsómetro, calcula tu pulso cuando tienes buena condición física (1/2)

La fórmula para calcular tu pulso (220 – edad) es una herramienta válida para comenzar a utilizar tu pulsómetro con buenos valores de referencia mientras realizas actividad física. Deporte y salud unidos de la mano.

Una vez que tienes calculado los umbrales de tu ritmo cardiaco , se recomienda que si ya tienes una base de ejercicio físico o si ya llevas algún tiempo trabajando con esta tabla, que subas entre 5 y 10 pulsaciones los niveles para no estancarte en la mejora de tu condición física.

Por ejemplo.
Quieres trabajar al 65% de tu pulso máximo y llevas varios meses realizando actividad física al ritmo cardiaco que te dio la fórmula 220 – edad X 0.65, pero te das cuenta que ya casi no te cansas.  Como referencia, el 65 % de una persona de 30 años es de 123 pulsaciones.

65% Frecuencia cardiaca máxima = (220- 30 años)X0,65 = 123 ppm

Pues bien, esta persona debería comenzar a subir 5 pulsaciones y trabajar a 128 pulsaciones por minutos para seguir mejorando su condición física y cuando vuelva a encontrarse bien, subir otras 5. Esto se ha de realizar hasta un máximo de 10 pulsaciones por minuto tomando como referencia el valor que nos da la fórmula  220 – Edad y siempre y cuando tu estado de forma te lo demande. Sé moderado con tus objetivos y si compruebas que estás fuera de ritmo, que el nuevo ritmo cardiaco te cuesta mantenerlo, vuelve a los valores anteriores.

Esto sucede porque el corazón y el organismo se adaptan al deporte y al esfuerzo físico y lo que antes te costaba llegar con mucho esfuerzo, después de un tiempo de trabajo  lo haces utilizando menos recurso, menos energía y fatigándose meno. Es por ello que debemos de adaptar las pulsaciones a nuestro estado de forma.

Pedro García es preparador físico
Más información deporteysaludfisica.com